La historia

Kaiser Wilhelm II con sus tropas, 1914

Kaiser Wilhelm II con sus tropas, 1914


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Kaiser Wilhelm II con sus tropas, 1914

Aquí vemos al Kaiser Wilhelm II con un grupo de oficiales, posiblemente poco después del estallido de la guerra en 1914 o en ejercicios en tiempos de paz.


SMS Kaiser Wilhelm II

SMS Kaiser Wilhelm II ("El Emperador del Barco de Su Majestad Guillermo II") [a] era el segundo barco del Kaiser Friedrich III clase de acorazados pre-dreadnought. Fue construido en el Imperial Dockyard en Wilhelmshaven y botado el 14 de septiembre de 1897. El barco fue comisionado en la flota como su buque insignia el 13 de febrero de 1900. Kaiser Wilhelm II estaba armado con una batería principal de cuatro cañones de 24 centímetros (9,45 pulgadas) en dos torretas gemelas. Estaba propulsada por motores de triple expansión que alcanzaban una velocidad máxima de 17,5 nudos (32,4 km / h 20,1 mph).

    : 11.097 t (10.922 toneladas largas): 11.785 t (11.599 toneladas largas)
  • 12 × calderas de tubo de agua
  • 12,822 caballos de fuerza (9,561 kW)
  • 3 × motores de triple expansión
  • 3 × hélices de tornillo
  • 39 oficiales
  • 612 hombres alistados
  • Pistolas 40cal de 4 × 24 cm (9,45 pulg.)
  • Pistolas SK L / 40 de 18 × 15 cm (5,9 pulg.)
  • Pistolas SK L / 30 de 12 × 8,8 cm (3,5 pulgadas)
  • Cañón de máquina de 12 × 3,7 cm (1,5 pulg.)
  • Tubos de torpedo de 6 × 45 cm (17,7 pulgadas)
    : 300 a 150 mm (11,81 a 5,91 pulgadas): 65 mm (2,56 pulgadas): 250 mm (9,84 pulgadas): 250 mm (9,84 pulgadas): 150 mm (5,91 pulgadas)

Kaiser Wilhelm II sirvió como buque insignia de la Flota de Batalla Activa hasta 1906, participando en numerosos ejercicios de entrenamiento de la flota y visitas a puertos extranjeros. Fue reemplazada como buque insignia por el nuevo acorazado SMS. Deutschland. Después de que los nuevos acorazados dreadnought comenzaron a entrar en servicio en 1908, Kaiser Wilhelm II fue dado de baja y puesto en reserva. Fue reactivado en 1910 para tareas de buque escuela en el Báltico, pero nuevamente fue puesto fuera de servicio en 1912.

Con el estallido de la Primera Guerra Mundial en agosto de 1914, Kaiser Wilhelm II y sus hermanas regresaron al servicio activo como barcos de defensa costera en el V Escuadrón de Batalla. Su edad, junto con la escasez de tripulaciones de barcos, la llevó a retirarse de este cargo en febrero de 1915, después de lo cual se desempeñó como buque de mando de la Flota de Alta Mar, con base en Wilhelmshaven. Tras el final de la guerra en noviembre de 1918, Kaiser Wilhelm II fue eliminado de la lista de la marina y vendido como chatarra a principios de la década de 1920. Su adorno de arco se conserva en el Museo de Historia Militar de la Bundeswehr en Dresde.


Kaiser wilhelm ii hechos interesantes

Acerca de Kaiser Wilhelm II. Solo he visto el término Emperador Guillermo II utilizado en libros de texto británicos obsoletos. A las personas de este signo del zodíaco les gusta divertirse con amigos, ayudar a los demás, luchar por causas, son buenos oyentes y no les gustan las promesas incumplidas, el aburrimiento y las personas que no están de acuerdo con ellas. Retroceda en el tiempo y descubra cómo vivió el káiser alemán Wilhelm II en el exilio. Kaiser Wilhelm II - Su política exterior - Historia de GCSE En este video, estudiamos la política exterior de Kaiser Wilhelm en el período previo a la Primera Guerra Mundial. El Imperio Alemán estaba en una posición desesperada y muchos sabían que la Gran Guerra no se podía ganar. Sus políticas imprudentes dieron lugar a la Primera Guerra Mundial. Pero el juicio de la historia sobre el káiser Guillermo II, el último emperador alemán, es ambivalente. Se puede argumentar que el legado de ningún hombre ha tenido un impacto más negativo en el pueblo alemán que el de su tercer y último káiser, Wilhelm II. Ha sido importante para casi todas las culturas antiguas, desde los mayas de América Latina hasta la India, China, Grecia y Egipto. Para empeorar las cosas, las tropas alemanas estarían lejos de casa y se enfrentarían a un país furioso liderado por Theodore Roosevelt, un hombre poco probable que lo tomara con tranquilidad. Hechos divertidos / Pensamiento aleatorio. Pomposo y belicoso, Wilhelm era un personaje fascinante y contradictorio. Federico III murió de cáncer de laringe a los 56 años, después de haber gobernado durante solo 99 días. Mire una foto de los 3. Kaiser Wilhelm, también conocido como Wilhelm II, nació Friedrich Wilhelm Viktor Albert en Potsdam, cerca de Berlín, Alemania, hijo de Federico III de Alemania y ... mientras que el Kaiser Wilhelm II soñaba con neutralizar a la Marina de los EE. UU. y enviando tropas alemanas a Boston y Nueva York, la Armada Imperial Alemana simplemente no estaba a la altura de la tarea. Militar ruso. También vio la fragmentación de Europa en campos opuestos de alianzas de desconfianza mutua, una guerra mundial que terminó con la humillante derrota de Alemania y la abolición del gobierno monárquico alemán. Federico III es coronado emperador pero no puede gobernar debido a un cáncer de garganta y un coma de noventa y nueve días. La Primera Guerra Mundial (Primera Guerra Mundial), también conocida como Primera Guerra Mundial, fue una guerra global centrada en Europa que comenzó el 28 de julio de 1914 y duró hasta el 11 de noviembre de 1918. En 1922 Lenin escribió su Testamento. Pasó gran parte de su tiempo caminando por los jardines, cortando leña y alimentando a los patos. Ascenso: el emperador Guillermo I muere el 9 de marzo de 1888. Datos interesantes sobre el Kaiser Wilhelm II. Durante finales del siglo XIX y principios del XX, Menelik II se desempeñó como rey y emperador de Etiopía. Para arrojar algo de luz sobre su vida y su legado, a continuación hemos preparado 10 datos interesantes sobre este gran gobernante que a menudo se pasa por alto. 12 de junio de 2021. -Después de mi exilio mi mayor afición fue la caza, sin embargo también disfruto talando árboles. Nacido en 1911, Josef Mengele era un estudiante de filosofía que se convertiría en uno de los rostros más aterradores del Holocausto. Febi 19 de noviembre de 2016. Russian Sports. Reuters. [5] En 2012, la revista Forbes clasificó a la canciller alemana Angela Merkel como la segunda persona más poderosa del mundo y la mujer mejor clasificada en la historia. Wilhelm II sucede a su padre y es coronado Emperador (mediados de año) 1888. 175.000 alemanes se quedaron sin hogar y la Iglesia Memorial Kaiser Wilhelm fue destruida. Háganos saber cómo lo estamos haciendo en sus tweets, actualizaciones del muro de Facebook o comentarios. Su tío era Eduardo VII, rey de Inglaterra y ... 23. Explore. Alentaron a los austriacos a iniciar una guerra y a arriesgarse a las consecuencias. Parque Nacional Jasper, Canadá, 1929. Kaiser Wilhelm estaba encantado con las victorias alemanas. En 1922, el hijo de la princesa Hermine Ruess de Griez envió deseos de cumpleaños al káiser exiliado, lo que llevó al viudo a invitar al niño ya su madre a Huis Doorn. De hecho, los hay. El 27 de julio, el Kaiser Wilhelm II, durante las ceremonias de salida de la fuerza de socorro alemana, incluyó una referencia improvisada, pero desmedida, a los invasores hunos de la Europa continental que luego resucitarían gracias a la propaganda británica para burlarse de Alemania durante la Primera y la Segunda Guerra Mundial: te encuentras con el enemigo, ¡será derrotado! 13 de junio de 2021. Wilhelm II era miembro de la familia real prusiana Hohenzollern. expandiendo el poder, el prestigio y el tamaño del Imperio Alemán. Wilhelm II y George V eran primos hermanos porque la madre de Wilhelm, Victoria, era la hermana de Edward VII, el padre de George V. La relación entre Nicholas II y Kaiser Wilhelm II podría ser más directa si se remonta a Tsar Paul 1 o el zar Alejandro II a través de matrimonios entre las dos familias reales de Romanov y Hohenzollern. Familia: El padre de Wilhelm fue Federico III, quien fue brevemente el káiser de Alemania y rey ​​de Prusia (el abuelo de Wilhelm, Wilhelm I, gobernó entre enero de 1871 y marzo de 1888). Consejos de viaje de expertos, historias de destinos inspiradoras y noticias de viajes oportunas para alimentar su pasión por ver el mundo. 1-5 Datos interesantes sobre las aeronaves 1. El rey de Prusia y el último káiser (emperador) de Alemania, Guillermo II gobernó desde 1888 hasta 1918 y fue en gran parte responsable de la participación de Alemania en la Primera Guerra Mundial. Datos interesantes sobre el káiser Guillermo II 1: Nació con sangre alemana e inglesa. Datos interesantes sobre el Kaiser Wilhelm II Wilhelm se casó con Augusta Victoria en 1881. The Kaiser's Account of the July 1914 Crisis Review of Professor John CG-Rohl Muy crítico EL KAISER Y SU TRIBUNAL: Wilhelm II y el gobierno de Alemania Kaiser Wilhelm: Interesting Facts and Quotes «Respuesta # 118 en: 01 de febrero de 2005, 08:53:29 AM». El 12 de junio de 1942, Ana Frank hizo su primera entrada en su famoso diario existencialmente esencial: "Espero que seas una gran fuente de consuelo y apoyo". Veinticuatro días después de esa primera entrada, Ana y su familia judía se vio obligada a esconderse, en el estrecho ático anexo sobre ella ... por Larry Jiménez. Sí, me refería al área metropolitana de 4 ciudades de Davenport, Moline, Rock Island y Bettendorf que fue abrumadoramente desarrollada por inmigrantes alemanes. En su biografía de Wilhelm II, vol. En abril de 1917, justo cuando Kaiser ingresó en el ejército alemán, Estados Unidos declaró la guerra a Alemania. Kaiser Wilhelm II: El último emperador de Alemania, el reinado del emperador Wilhelm, el emperador Wilhelm y la Primera Guerra Mundial, Abdicación y exilio Sus comentarios: Agregaremos más recursos y datos interesantes de la Primera Guerra Mundial en las próximas semanas. Parecería que Wilhelm se suavizó en años posteriores y se conformó con una vida sencilla. Kaiser Wilhelm II. Sobre. Los cuervos se mantienen en la Torre de Londres porque, según el mito, el trono británico caerá si los cuervos abandonan la torre. Algunos comandantes del Ejército Imperial todavía tenían planes para la victoria y la Armada Imperial quería involucrar a la Marina Real Británica en una batalla decisiva, pero el 3 de noviembre de 1918, los marineros de la Flota de Alta Mar de Alemania se rebelaron en el Motín de Kiel. 22. Conocido como el ángel de la muerte, muchos hechos sobre Josef Mengele se han entrelazado con rumores y conjeturas que lo han transformado del médico nazi que creó un infierno tangible en Auschwitz en un hombre del saco que aún acecha la historia secreta de ... Interesante Hechos sobre Vladimir Lenin. Si se trataba de la guerra mundial, estaban seguros de ganar ahora, pero menos seguros de ganar más tarde. Corfú (/ k É ”Ë r ˈ f (j) uË /, US también / ˈ k É” Ë rf (j) uË /) o Kerkyra (griego: ΚÎÏ ÎºÏ Ï Î ±, romanizado: Kérkyra, pronunciado ()) es una isla griega en el mar Jónico, de las islas Jónicas, y, incluidas sus pequeñas islas satélites, forma el margen de la frontera noroeste de Grecia. Diez cuentos locos de la vida del último emperador de Alemania. Nacido en Alemania, como hijo del Príncipe Heredero de Prusia e hija de la Reina Victoria de Gran Bretaña, Wilhelm sirvió como Emperador de ... Datos interesantes del Kaiser Wilhelm II: Wilhelm nació de nalgas, lo que provocó la parálisis de Erb, que hizo su brazo izquierdo quince centímetros más corto que su brazo derecho. Como protestante que descendía de la princesa Sofía de Hannover, era británico por derecho. -Fui partidario de las artes y la ciencia, especialmente la modernización de Alemania. Con la ayuda de Mikhail Speransky, el padre del liberalismo ruso, Alejandro fue el primer emperador en experimentar con reformas liberales en Rusia, a pesar de que más tarde volvió a apoyar su monarquía absoluta. Aquí hay algunos datos sobre la Primera Guerra Mundial. Su biografía se ha publicado a nivel mundial y se ha traducido ... Asistió a la ceremonia de mayoría de edad de su primo segundo Nicolás de Rusia en San Petersburgo. Suboficiales alemanes (y el resto de su escuadrón) momentos después de perder un Frente Oriental Privado, 1942. Mattel, Inc. incluso ha producido una Muñeca Barbie inspirada en ella. Hechos 2 del Kaiser Wilhelm II: Otto von Bismarck. 1. El reinado del káiser Guillermo II como rey de Prusia y emperador de Alemania de 1888 a 1918 vio el meteórico ascenso de Alemania como potencia económica y militar. Tuvieron siete hijos, incluidos seis varones y una hija. Innumerables libros y estudios cubren esta infame figura, con opiniones encontradas sobre cuánta culpa realmente le pertenece. En 1888, Alemania tenía tres emperadores: Guillermo I, Federico III y Guillermo II. Mientras la gran guerra estaba en su apogeo, el rey Jorge V quiso distanciarse de su primo, el káiser Guillermo II de Alemania. Según Lamar Cecil, ¡el viejo Wilhelm era aún más vigoroso que eso! Kaiser Wilhelm II tuvo 7 hijos, algunos de los cuales llegaron a tener sus propias familias. Hechos generales. Esta es la primera parte de 10 datos interesantes sobre el Kaiser Wilhelm II. Se prolongó durante más de cuatro años hasta el 11 de noviembre de 1918. También conocida como la Gran Guerra, enfrentó a las potencias centrales de Alemania, Austria-Hungría, el Imperio Otomano y Bulgaria contra los Aliados, que era una coalición ... F Hechos. Uno de los hechos más notables sobre el monte Kilimanjaro es que la montaña tuvo este nombre hasta 1964 después de lo cual fue cambiado a su nombre actual. Sus posibilidades de heredar el trono algún día parecían ser bastante bajas, ya que era el segundo hijo del rey Federico Guillermo III y la reina Luisa. Después de darse cuenta de que Alemania perdería la guerra, Wilhelm abdicó del trono en noviembre de 1918 y huyó a los Países Bajos, donde murió en 1941. Vida temprana 10 datos interesantes sobre el Kaiser Wilhelm II. (Crédito de la imagen: Archivos Federales Alemanes / CC). Guillermo II, el alemán Wilhelm II, en su totalidad Friedrich Wilhelm Viktor Albert, (nacido el 27 de enero de 1859, Potsdam, cerca de Berlín [Alemania] - murió el 4 de junio de 1941, Doorn, Países Bajos), emperador alemán (káiser) y rey ​​de Prusia desde 1888 hasta el final de la Primera Guerra Mundial en 1918, conocido por su actitud frecuentemente militarista así como por sus políticas vacilantes. El Kaiser al estado mayor en la decisión de movilizar a Guillermo II fue coronado emperador en (mediados de año) 1888. Por ejemplo, afirman que hay un Consejo de Ancianos que reside en Saturno, que es un grupo benévolo que dirige el desarrollo de nuestro sistema solar. Respuestas y opiniones: Respuesta de ole man. El káiser Wilhelm II con todo su atuendo. Los alemanes invadieron los Países Bajos en un ataque sorpresa en mayo de 1940 y Francia cayó en Hune 1940. por Larry Jiménez. En más de 5 años de estudio y reuniones con muchos historiadores expertos, se ha utilizado la forma universalmente reconocida de "Wilhelm". Kaiser Wilhelm II nació el 27 de enero de 1859. # 1 Los telegramas de Willy-Nicky podrían haber resuelto el conflicto El emperador (Kaiser) de Alemania, Wilhelm II, y el zar de Rusia, Nicolás II, fueron los dos grandes-grandes -Nietos de Pablo I de Rusia, entre otras relaciones. La Primera Guerra Mundial estalló después de que el sucesor y homónimo de Wilhelm, el káiser Wilhelm II, se entregara en exceso a los discursos grandilocuentes y construyera una flota en alta mar ... Wilhelm se casó con Augusta Victoria en 1881. Evitó el enjuiciamiento después del rey George Va ... Esto es la primera parte de 10 datos interesantes sobre el Kaiser Wilhelm II. 20 de octubre de 2013 - Kaiser Wilhelm II y el emperador Franz Joseph I de Austria, 1915. El estallido de la Revolución alemana lo obligó a abdicar de ambos títulos el 9 de noviembre de 1918. La ciudad natal del capitán Lenin, Simbirsk, pasó a llamarse Ulyanovsk en su honor (su nombre de nacimiento). hecho verificado por Jamie Frater. Acerca del rey de Prusia y el último káiser (emperador) de Alemania, Wilhelm II gobernó desde 1888 hasta 1918 y fue en gran parte responsable de la participación de Alemania en la Primera Guerra Mundial.Wilhelm Conrad Rontgen fue un ingeniero mecánico y físico alemán, quien, el 8 de noviembre , 1895, produjo y detectó radiación electromagnética en un rango de longitud de onda conocido como rayos X o rayos Rontgen, un logro que le valió el primer Premio Nobel de Física en 1901. Placa de recuerdo que conmemora el lanzamiento del yate Meteor del Kaiser ( Ítem ​​WILHELM 9-1). Otto von Bismarck fue el canciller destituido por Wilhelm II después de convertirse en káiser en 1888. Después de los bombardeos aliados durante la Segunda Guerra Mundial, la torre oeste original ha permanecido en pie como una ruina y se llama inquietantemente el "diente hueco", ya que es literalmente una cáscara vacía. . En 1945 se convirtió brevemente en el hogar del ex príncipe heredero Wilhelm de Alemania, hijo del último monarca Hohenzollern, Kaiser Wilhelm II. 21. El káiser Wilhelm II se ofreció inesperadamente a ser el asistente del rodaje. Bismarck no tenía un plan para lidiar con el reemplazo de Friedrich, Wilhelm II, ya que asumió que no viviría lo suficiente para ... Gobernó como Kaiser (emperador) de Alemania desde 1888 hasta el final. de la Primera Guerra Mundial. El Kaiser y su segunda esposa, Hermione, en Doorn House, 1933. He conocido a muchas personas de esa zona, así como a agricultores alemanes de Iowa e Illinois. El rey de Prusia y el último káiser (emperador) de Alemania, Wilhelm II gobernó desde 1888 hasta 1918 y fue en gran parte responsable de la participación de Alemania en la Primera Guerra Mundial. Aquí hay 30 datos interesantes sobre aviones. El zar Nicolás II de Rusia era también primo primero del rey Jorge V del Reino Unido y primo doble del káiser Guillermo II de Alemania, aunque en menor grado de primacía. Su nacimiento había sido traumático: en el transcurso del parto, el médico dañó el brazo izquierdo de Wilhelm. No queriendo morir una muerte sin sentido, los marineros se amotinan. 135 países participaron en la Primera Guerra Mundial y más ... Poco después de la reunión, Kaiser, de 63 años, se casa con la viuda de 34 e insiste en que la llamen "Emperatriz". La reina Victoria de Gran Bretaña fue la abuela del Kaiser Wilhelm II. El nuevo monarca reinó durante solo 99 días mientras sucumbía a un cáncer de laringe. 11 de diciembre de 2020 - Un comandante estadounidense, pilotando un globo de observación cerca del frente durante la Primera Guerra Mundial (1918) [1.930 × 3.000] - Imgur


El káiser y su corte: Guillermo II y el gobierno de Alemania

Cuando apareció por primera vez en tapa dura en 1994, la notable colección de ensayos de John Rohl ganó el Premio Wolfson de Historia. Y claramente lo merecía. Así es como se debe escribir la historia: con lucidez y originalidad, mostrando en cada página el funcionamiento de una mente inquisitiva, que ha examinado y reexaminado todas las fuentes disponibles para llegar a sus propias conclusiones independientes. Rohl merece las felicitaciones de toda la profesión histórica por su investigación, ya que cualquier persona interesada en la historia de la Alemania moderna ahora está permanentemente en deuda con él.

Su principal conclusión con respecto a la Alemania guillermina es que a partir de 1897 se dirigió como una "monarquía en funcionamiento" con el poder concentrado en las manos de un hombre (considerado por muchos que sabían que estaba loco) y que, como resultado, "el Kaiser, la familia real, el círculo de amigos del Kaiser, el [séquito imperial y la corte formaban el corazón de este sistema en el que los más altos funcionarios del Reich y la burocracia estatal (así como los líderes del ejército y la marina ) eran psicológicamente dependientes ". Por lo tanto, el canciller del Reich podría convertirse, en la frase de Bulow, simplemente "la herramienta ejecutiva de Su Majestad, por así decirlo, su Jefe de Estado Mayor político" con el resultado de que "la restauración bajo el Kaiser Wilhelm II de una monarquía en funcionamiento genuino reclamando legitimación por parte de Divine Justo cien años después de que la Revolución Francesa fuera aún más forzada, artificial, anacrónica [y] grotesca "(de lo que había sido el gobierno de Alemania bajo Bismarck). Rohl prueba esto examinando no sólo el carácter del Kaiser y su corte, sino analizando los roles del servicio civil superior, las fuerzas armadas, el servicio diplomático y el "mecanismo de la realeza" que mantenía unido todo el sistema.

Según Rohl, el nuevo sistema surgió por etapas: el período 1888-1890 estuvo dominado por el conflicto con el "todopoderoso" Bismarck; los años 1890-1897 fueron de transición de un gobierno personal "improvisado" a "institucionalizado". (la última frase tomada del historiador constitucional alemán, Huber) el período 1897-1908 representó el "gobierno personal en el buen sentido" prometido por Bulow (es decir, con la cooperación de un canciller adulador), un período que bien puede haberse extendido hasta 1914 ( Rohl pide más investigación aquí) mientras que durante la Primera Guerra Mundial, Rohl está de acuerdo con el consenso histórico de que Wilhelm era simplemente un "emperador en la sombra".

Casi toda la controvertida legislación del período guillermina, según Rohl, se remonta a la propia iniciativa del Kaiser. Dicha legislación incluía la Lex Heinze de 1891 contra la prostitución, las leyes de educación anunciadas en su discurso de diciembre de 1890 la gran Ley del Ejército de 1893 que el Ministro de Guerra simplemente "ordenó" preparar a través de un Flùgeladjutant en el tercer aniversario de la adhesión del Kaiser a la trono los tratados comerciales moderados y los aranceles aduaneros de principios de la década de 1890 y nuevamente de una década después, que el Kaiser exigió a pesar de las demandas extremas de la nobleza terrateniente del Elba Oriental, aunque los mejores ejemplos del gobierno personal del Kaiser, según Rohl, fueron " las políticas sociales y socialistas, el gigantesco programa de construcción de flotas y la política del canal prusiano ". La construcción de la flota iba a tener, por supuesto, tremendas consecuencias al llevar a Gran Bretaña a los brazos de Rusia y Francia y así ayudar a Alemania a perder la Primera Guerra Mundial. Sin embargo, incluso el almirante von Hollman, el secretario de Estado en la Oficina de la Marina del Reich admitió en 1896 "que no [había] diez personas en el Reichstag a favor de los grandes planes de la flota futura", mientras que el propio Tirpitz escribió al Gran Duque de Baden en 1903 que "falta un entusiasmo genuino entre el pueblo y, por lo tanto, también entre sus representantes parlamentarios para el desarrollo vigoroso de nuestras fuerzas en el mar".

No era de extrañar, por tanto, que en 1902 Maximilian Harden escribiera en Die Zukunft que "el Kaiser (era) su propio Canciller del Reich" y que "todas las decisiones importantes de los últimos doce años [habían] sido tomadas por él". La situación era tal que ningún ministro de alto rango, oficial del ejército o de la marina, cortesano o funcionario público se arriesgaría a estar en desacuerdo con el Kaiser en caso de que los desestimara, una regla personal negativa "en la frase de John Rohl. Así, Bulow le dijo una vez a Holstein:" No puedo considero útil hacer sugerencias a Su Majestad el Káiser que no tienen perspectivas de éxito real y solo lo enojan conmigo ". Tirpitz también informó al Gran Duque de Baden con respecto a una intervención esperada:" Estaría empeorando mi posición en relación con HM por un objetivo subsidiario sin ninguna esperanza de éxito ". A Wilhelm ni siquiera le gustaba que los ministros presentaran sus propias renuncias -que mostraban demasiada independencia- aunque una mirada gélida, un brusco despido, una falta de conversación o una contradicción imperial todos podían ser motivos para la dimisión, sin embargo. Al final cortesanos, diplomáticos, funcionarios y oficiales se convirtieron en aduladores. En el círculo más íntimo del káiser, esta adulación podía llevar a Las formas más extrañas - con un conde imperial mediatizado dejándose llevar ante el káiser imitando a un caniche "con una marcada apertura rectal" mientras el Jefe del Gabinete Militar podía bailar ante él vestido con un tutú y un sombrero de plumas. Bulow, sin embargo, podría justificar el régimen ante el Reichstag en 1903 con las palabras: "El pueblo alemán no quiere un Kaiser en la sombra, el pueblo alemán quiere un Kaiser hecho de carne y hueso".

El que consiguieron probablemente estaba loco. Ciertamente, siempre permaneció inmaduro, y un cortesano se quejó en 1908: "es un niño y siempre lo será". También era un ególatra con una completa sobreestimación de sus propias habilidades de las que le encantaba hablar. Desafortunadamente, estos no incluían un sentido de la realidad, porque veía las cosas solo como deseaba. Así, los franceses e ingleses fueron descritos una vez en una diatriba racial como "no blancos en absoluto sino negros", mientras que Jesús de Nazaret, afirmó, "nunca había sido judío". Tampoco tenía sentido de la proporción ni de la moderación, pidiendo siempre venganza de los enemigos que tenían que morir o ser castigados, ya que odiaba a todo tipo de grupos y clases, por no hablar de individuos como sus padres. Su sentido del humor, por lo tanto, tal vez no sea sorprendente, incluía golpear, golpear, apuñalar o humillar a colegas y sirvientes. En lo que respecta a su vida sexual, tuvo innumerables aventuras con prostitutas antes de ascender al trono en 1888, tiempo después de lo cual se interesó más por los hombres, en particular los soldados. Se puede discutir si era un homosexual activo, aunque Harden creía que tenía pruebas contundentes. Lo que no está abierto a discusión es que a través de su amigo cercano, el Conde Philipp zu Eulenburg y su círculo, se mezcló principalmente con homosexuales. De hecho, Rohl comenta: "De hecho, es perturbador pensar que los generales que llevaron a Alemania y Europa al Armagedón de 1914 no pocas veces debieron su carrera a la admiración del Kaiser por su estatura y buena apariencia con sus espléndidos uniformes".

Sin embargo, la homosexualidad, reprimida o no, no fue el hecho fundamentalmente perturbador de la vida del káiser. Esos eran, más bien, sus problemas físicos y mentales. Tenía el brazo izquierdo marchito y más tarde sufriría sordera en el oído derecho. El hecho más importante, sin embargo, fue que sufría de crecimientos y secreciones en el oído interno cerca del cerebro, una condición que lo volvía casi loco. Lord Salisbury lo consideró "no del todo normal", Sir Edward Gray, "no del todo cuerdo". Otros dignatarios europeos pensaban que estaba "mentalmente enfermo" o que tenía "un tornillo suelto". Los principales príncipes y estadistas alemanes sintieron lo mismo, y Bismarck explicó que solo había querido permanecer en el cargo después de 1888 porque conocía la "condición mental anormal" de Wilhelm, algo que incluso Eulenburg estaba conmocionado y asustado. De hecho, en una ocasión Eulenburg registró: "Pálido, despotricando salvajemente, mirando inquieto a su alrededor y amontonando mentira sobre mentira, me causó una impresión tan terrible que todavía no puedo superarlo".

Tales rabietas al estilo de Hitler hicieron que Eulenburg predijera un colapso nervioso imperial, algo que, sin embargo, nunca ocurrió. Aún así, hubo ocasiones en las que se difundieron rumores de que el Kaiser tendría que ser cometido, de nuevo, algo que en realidad nunca sucedió. Los ataques de rabia, desafortunadamente, no fueron la única característica que el Kaiser compartió con Hitler. El antisemitismo puro era otro y Rohl deja perfectamente claro que Wilhelm II no tenía nada que aprender a este respecto del Führer. Si, como Hitler, tuvo amigos judíos cuando era joven, más tarde se volvió contra los judíos como el enemigo más mortal de Alemania, informando a Sir Edward Gray, por ejemplo, en 1907 que "Quieren ser sacrificados". También creía en una conspiración internacional de capitalistas y comunistas judíos - la Internacional Dorada, que culpaba de la Primera Guerra Mundial, la derrota de Alemania y la suya propia - abdicación a una conspiración internacional de masones judíos, de modo que en el exilio en Holanda su antisemitismo alcanzó fiebre. En 1919 escribió al general von Mackensen: "Ningún alemán. Descanse hasta que estos parásitos hayan sido destruidos y exterminados". Pidió un pogromo internacional al estilo ruso contra ellos y los condenó como una "molestia" que la humanidad debe destruir de alguna manera. Luego, en su propia mano, agregó: "Creo que lo mejor sería el gas". Por lo tanto, era completamente natural que, antes de morir en junio de 1941, acogiera las victorias de Hitler como una confirmación de las cualidades de combate de las tropas de 1914-1918. Él se jactó: "La mano de Dios está creando un nuevo mundo y obrando milagros. Nos estamos convirtiendo en un Estados Unidos de Europa bajo el liderazgo alemán, un continente europeo unido, nadie esperaba verlo. Los judíos están siendo (sic) expulsados ​​de su posiciones nefastas en todos los países, a quienes han llevado a la hostilidad durante siglos ".

Rohl también cree que, como Hitler, el Kaiser fue responsable de iniciar una guerra mundial. Su análisis del Consejo de Guerra de diciembre de 1912 deja en claro que las personas que contaron eran amigos navales y militares del Káiser y que los líderes civiles, el Canciller y el Secretario de Relaciones Exteriores, ocuparon el segundo lugar. Como resultado, se aprobó el proyecto de ley del ejército de 1913, se prepararon planes navales para la guerra contra Gran Bretaña, se aprobó el almacenamiento de oro y forraje y se estableció el rumbo para la guerra en 1914, cuando el Canal de Kiel estaría listo, como exigía el Tirpitz. Moltke, por supuesto, quería la guerra de inmediato. Rohl deja en claro que, a pesar de las primeras dudas, el Kaiser dio su apoyo incondicional a Austria durante la Primera Guerra de los Balcanes y estaba listo para desencadenar una guerra mundial para defender la posición de Austria-Hungría en los Balcanes. En resumen, el "cheque en blanco" de 1914 estaba listo para su entrega tan pronto como se completaron los demás preparativos. Rohl no lo dice en su libro, pero sé por las discusiones del seminario con él, que sospecha que Berlín incluso pudo haber estado detrás del asesinato de Franz Ferdinand en Sarajevo en 1914.

El otro punto principal del libro de Rohl es la importancia de la sociedad de la corte tanto para el Kaiser como para el "mecanismo de la realeza". Si, una vez más, hay paralelismos aquí con el Reich de Hitler, Rohl no los crea. En cambio, le preocupa demostrar con gran detalle cuán anacrónica era la Alemania imperial en la cima. Por lo tanto, en términos de la lista civil, resultó ser la sociedad más monárquica del mundo entero, ya que con un ingreso de los ingresos estatales de 2.2 millones de marcos anuales, la corte del Kaiser Wilhelm II costó más que el Canciller del Reich, el Reich. La Cancillería, el Ministerio de Relaciones Exteriores (incluido todo el cuerpo diplomático y el servicio consular), el Ministerio de Colonias y la Administración de Justicia del Reich juntos. Para comparar esto con las monarquías extranjeras, Rohl señala que Eduardo VII recibió solo el equivalente a 11,6 millones de marcos por año, y solo Franz Joseph de Austria-Hungría recibió una suma casi igual de 19,2 millones de marcos. (El rey de Italia recibió 12,8 millones). Sin embargo, como nos recuerda Rohl, dentro de los límites de la Alemania imperial se encontraban alrededor de veinte tribunales más cuyas propias listas civiles eran sustanciales. Por ejemplo, la corte bávara con 5,4 millones de marcos y la corte sajona con 4,2 millones se ubicaron en el octavo y noveno lugar en el mundo, respectivamente, inmediatamente después de Japón. En total, estos otros tribunales recibieron alrededor de 20 millones de marcos en subsidios estatales, lo que dejó a los alemanes para pagar alrededor de 42 millones de marcos en impuestos para los tribunales dentro del Kaiserreich. Mientras tanto, los británicos pagaron solo una cuarta parte de eso por una corte que era el centro de un imperio mundial. En total, la corte prusiano-alemana bajo Guillermo II empleó al menos a 3.500 funcionarios de los cuales 2.320 estaban asalariados. Juntos formaron un organismo enorme y prestigioso, mucho más grande que la burocracia prusiana y del Reich combinada, con muchas funciones diversas. La corte misma dividió a los miembros en 62 grados diferentes (las cortes austriaca y sajona tenían cinco, la bávara tres) y el sistema de precedencia de la corte era un asunto de la mayor importancia para los aristócratas. No es que todos estuvieran impresionados por el ceremonial preciso e interminable. El joven Moltke escribió en 1905, por ejemplo, sobre la corte: ". Es como si los muertos se hubieran levantado completos con coletas y pólvora". Sin embargo, muchos de los excluidos de ella habrían hecho prácticamente cualquier cosa para unirse a ella.

Ha llegado el momento de considerar el trabajo de Rohl de forma más crítica. Me parece que hay tres aspectos que suscitan preguntas. Primero, ¿no exagera su singularidad? En segundo lugar, ¿lo ha sacado del contexto más amplio de la historia social y política alemana? Finally, can his Fischerite -views on Germany’s responsibility for the outbreak of World War One be supported? Regarding the first question, Rohl's assertion that "historically speaking this attempt by the Wilhelminians to introduce, on the threshold of the twentieth century, a monarchy by the grace of God with a neo-absolutist court culture can probably be compared only with the absolutist designs of Charles I of England, who was beheaded in the middle of the Civil War in January 1649, or with Charles X of France, who had to flee abroad after the bloodless revolution of July 1830, however wanting such comparisons are bound to be'', strikes me as preposterous. How does he think the Habsburg Monarchy was run under Franz Joseph or imperial Russia under Nicholas II? Both had anachronistic courts, both considered they ruled by the grace of God, neither believed in constitutionalism, neither was particularly bright, both were prepared to risk world war, and both kept a tight command on their armed forces. It would also be enlightening to know what proportion of their state revenues were devoted to t heir courts. Would the picture in terms of percentage of GDP have been very different from the one for Wilhelm's Germany? Even the example of Napoleon III might have been more relevant and less distant in time.

With regard to internal German developments, Rohl is, in my view, on firmer ground. Wehler's model of a Germany run by the "anonymous forces of authoritarian polycracy" does not very evidently fit the facts. Decisions after all, in any polity, have to b e taken by real individuals and in the case of imperial Germany, Rohl has shown that the most important ones were mainly taken by the Kaiser. The anonymous forces, on the other hand, seem to have been the elites who surrounded him but who failed to make their voices heard or to offer any political opposition. Nor can any weight be lent to Volker Berghahn's view that the bureaucracy and other groups took control of the country during the second half of Wilhelm's reign. Neither the Holstein papers, the Eulenburg papers, Walter Peter Fuch’s' edition of reports from the envoys of Baden at Berlin, nor the works of distinguished historians such as Hull, Lerman and Afflerbach support such a conclusion. Nor did foreign diplomats notice that the influence of the Kaiser had been undermined. Yet, there is perhaps a case for agreeing with David Blackburn's judgment in his recent Fontana history of Germany that Rohl "may be pressing the case a little hard." He might for example have pointed to the remarkable vigour of popular politics in Wilhelmine Germany with turn-outs for Reichstag elections measuring 84% in 1912 and 94.2% in a by-election in 1913. There was also a brisk trade in tickets for seats in the Reichstag gallery. The rise of the SPD and the popular press might also have been investigated. Perhaps Rohl's book could have been profitably rounded off with a chapter putting the development of the "kingship mechanism" into the wider context of politics at large with a view to demonstrating the tensions that arose from operating such a system in an emerging democracy, albeit a pseudo-democracy.

Was the result, for example, the need to wage a war in order to win popular approval? It is here that we confront the Fischer thesis with which Rohl agrees and which he believes most historians now accept. I personally am a great admirer of Fischer, but I would hesitate to state that he has won the argument. Certainly, I would like more emphasis given to the situation in Vienna, where the Emperor Franz Joseph was certainly guilty of deliberately starting a war. His main reasons, were great power politics and the need to preserve imperial honour. Why then did Wilhelm give him a blank cheque? Clearly, the decision-making processes were not all that different in Berlin, nor indeed, were the motives. The same, I think goes for St. Petersburg. None of the monarchs involved felt that he could suffer or honourably survive a diplomatic setback. But were issues of domestic policy primary? And was war inevitable? Fischer (and Rohl), I believe, are correct in pointing to German plans for war and aggression and for demonstrating the secondary weight of Bethmann-Hollweg. On the other hand, Wilhelm in July 1914 - just as during the First Balkan War - proved capable of changing his mind and was probably not thinking primarily of domestic forces at all. Even if Austria-Hungary and Germany been constitutional monarchies in 1914, I think the risk of world war breaking out would have been grave.

Finally, a few thoughts on continuity in German foreign policy. The more one reads Rohl, the more one is impressed by the similarities between the Kaiser and Hitler. Even the court system was in many ways a prelude to the Third Reich where courtiers like Goering, Goebbels, and Himmler all competed for the Fuhrer's favour, there being no alternative bureaucratic system. Hitler's anti-Semitism, his war aims, his rages etc. were all frighteningly similar to the Kaiser's. Still, as Rohl wisely points out "the First World War did not have t o come. " Friedrich III might have survived Wilhelm I might have died much sooner, allowing liberalism a chance to flourish in Germany under his son rather than a personal rule under his grandson. On the other hand, these similarities between the Kaiser and Hitler cannot simply be dismissed as coincidences. Hitler, after all was a product of both the Habsburg Monarchy and Wilhelmine Germany, however unfair that may seem to the latter. His ideals were those of many young Germans, even if his determination and anti-Semitism dwarfed theirs. He was the product not only of his own personality and genes, but of his time and place. That he, at one end of the social scale in German Europe, could develop views so similar to Wilhelm's at the other indicates that there remains a need for an intellectual dimension to imperial history that today may sound rather old-fashioned. None of this, however, is meant to detract from John Rohl's excellent book. Rarely have I enjoyed reading a collection of essays so much. Rarely have I yearned for more. Perhaps a second edition will deliver further chapters for our enlightenment and entertainment.


Early Life

Kaiser Wilhelm, also known as Wilhelm II, was born Friedrich Wilhelm Viktor Albert in Potsdam, near Berlin, Germany, to Frederick III of Germany and Victoria (the future Empress Frederick), the eldest daughter of England&aposs Queen Victoria, on January 27, 1859. Wilhelm was born with a withered arm. (Some historians believe that his insecurity over this handicap fueled his later erratic behavior.) His parents, particularly his British mother, tried to provide Wilhelm with a liberal education and a love of England.

After Wilhelm II&aposs grandfather, Wilhelm I, died in 1888, at the age of 90, Frederick III was named emperor. But Frederick III would only rule for 99 days. Following a long battle with throat cancer, Emperor Frederick III died on June 15, 1888. Wilhelm II succeeded his father, becoming kaiser of Germany at the tender age of 29.


For guidance about compiling full citations consult Citing Primary Sources.

  • Asesoramiento sobre derechos: Rights status not evaluated. Para obtener información general, consulte & quotCopyright y otras restricciones. " (http://lcweb.loc.gov/rr/print/195_copr.html).
  • Número de reproducción: LC-USZ62-79496 (b&w film copy neg.)
  • Número de llamada: LOT 10584 [item] [P&P]
  • Access Advisory: ---

Obtaining Copies

Si se muestra una imagen, puede descargarla usted mismo. (Algunas imágenes se muestran solo como miniaturas fuera de la Biblioteca del Congreso debido a consideraciones de derechos, pero tiene acceso a imágenes de mayor tamaño en el sitio).

Alternatively, you can purchase copies of various types through Library of Congress Duplication Services.

  1. If a digital image is displaying: The qualities of the digital image partially depend on whether it was made from the original or an intermediate such as a copy negative or transparency. If the Reproduction Number field above includes a reproduction number that starts with LC-DIG. then there is a digital image that was made directly from the original and is of sufficient resolution for most publication purposes.
  2. If there is information listed in the Reproduction Number field above: You can use the reproduction number to purchase a copy from Duplication Services. It will be made from the source listed in the parentheses after the number.

Si solo se enumeran las fuentes en blanco y negro (& quotb & w & quot) y desea una copia que muestre color o tinte (asumiendo que el original tiene alguno), generalmente puede comprar una copia de calidad del original en color citando el número de clasificación mencionado anteriormente y incluyendo el registro del catálogo (& quotAcerca de este artículo & quot) con su solicitud.

Las listas de precios, la información de contacto y los formularios de pedido están disponibles en el sitio web de Duplication Services.

Access to Originals

Utilice los siguientes pasos para determinar si necesita completar una hoja de llamada en la Sala de lectura de impresiones y fotografías para ver los artículos originales. En algunos casos, se encuentra disponible un sustituto (imagen sustituta), a menudo en forma de imagen digital, copia impresa o microfilm.

Is the item digitized? (A thumbnail (small) image will be visible on the left.)

  • Sí, el artículo está digitalizado. Utilice la imagen digital en lugar de solicitar el original. Todas las imágenes se pueden ver en tamaño grande cuando se encuentra en cualquier sala de lectura de la Biblioteca del Congreso. En algunos casos, solo están disponibles imágenes en miniatura (pequeñas) cuando se encuentra fuera de la Biblioteca del Congreso porque el artículo tiene derechos restringidos o no se ha evaluado para restricciones de derechos.
    Como medida de conservación, generalmente no servimos un artículo original cuando hay una imagen digital disponible. Si tiene una razón convincente para ver el original, consulte con un bibliotecario de referencia. (A veces, el original es simplemente demasiado frágil para servir. Por ejemplo, los negativos fotográficos de vidrio y película están particularmente sujetos a daños. También son más fáciles de ver en línea cuando se presentan como imágenes positivas).
  • No, el objeto no está digitalizado. Vaya al n. ° 2.

Do the Access Advisory or Call Number fields above indicate that a non-digital surrogate exists, such as microfilm or copy prints?

  • Sí, existe otro sustituto. El personal de referencia puede dirigirlo a este sustituto.
  • No, no existe otro sustituto. Vaya al n. ° 3.

Para ponerse en contacto con el personal de referencia en la Sala de lectura de impresiones y fotografías, utilice nuestro servicio Pregunte a un bibliotecario o llame a la sala de lectura entre las 8:30 y las 5:00 al 202-707-6394, y presione 3.


King George V, Tsar Nicholas II & Kaiser Wilhelm II: Cousins at War

There was a time where royals ruled over almost every country in Europe, and through colonization, everywhere on earth. However, moving into the 20th Century, this was changing rapidly. The First and Second World Wars wiped out many monarchies in Europe by 1947 the monarchies of Albania, Austria, Bulgaria, Croatia, France, Russia, Germany, Hungary, Iceland, Italy, Montenegro, Portugal, Romania, Serbia, and Yugoslavia no longer existed. Times were changing and it seemed as though royals were no longer wanted in the world.

Queen Victoria of the United Kingdom and Ireland and her husband Prince Albert of Saxe-Coburg and Gotha had 9 children that married into various royal families across Europe. All had children, so Victoria had 42 grandchildren scattered across Europe with the potential to one day rule a nation. In this article, we will be focussing on 3 of Victoria’s grandchildren – King George V of the United Kingdom and Ireland, Tsar Nicholas II of Russia, and Kaiser Wilhelm II of Germany. Exactly how were they related and how did they influence the First World War?

George V, King of the United Kingdom and Ireland

King George V of the United Kingdom was born on the 3 rd June 1865 to Edward VII of the United Kingdom and Ireland (child of Victoria) and Alexandra of Denmark. He was the 2 nd oldest child but his older brother, Prince Albert Victor, died on the 14 th January 1892 making George the heir to the throne of the United Kingdom. Following his father’s death on the 6 th May 1910, George became King. Unlike some other monarchies in Europe at the time, the UK was a constitutional monarchy giving George limited to no power to make decisions. When Britain joined the First World War on the 4 th August 1914, George had been King for just over 4 years.

Nicolás II, emperador de toda Rusia

Tsar Nicholas II of Russia was born on the 18 th May 1868 to Tsar Alexander III of Russia and Maria Feodorovna (Dagmar of Denmark) making him first cousins with George through his mother, who was the sister of George’s mother Alexandra Nicholas also married a first cousin of George, Princess Alix of Hesse and by Rhine, so technically he is a cousin of blood and marriage. Nicholas was the oldest son of Alexander making him the heir to the throne following his father’s death. On the 1 st November 1894, Nicholas took the throne at the young age of 26 after his father died of kidney disease. He was unprepared to become Tsar as his father believed that he would rule for many years to come. Russia entered the war on the 1 st of August 1914 after Germany declared war on the nation.

Wilhelm II, German Emperor

Kaiser Wilhelm II of Germany was born on the 27 th January 1859 to Frederick III and Victoria, Princess Royal, who was the sister of King Edward VII of the United Kingdom (George’s father). This means that he is first cousins with King George V. Wilhelm and Nicholas were not first cousins, but they were third cousins. Wilhelm was the firstborn and the heir to the throne of the German Empire when his father died. By the time his father, Frederick III, ascended the throne on the 9 th March 1888 following his own father’s death, he was suffering from an incurable throat cancer that meant he ruled for only 99 days before Wilhelm succeeded at the age of 29. Germany declared war on Russia on the 1st August 1914 after Russia began mobilizing its troops on the 31st July 1914 as a reaction to Austria-Hungary, an ally of Germany, attacking Serbia, an ally of Russia.

World War I

World War I was not necessarily a war led by 3 cousins as King George V of the United Kingdom did not declare war on anyone as this was a power that the Prime Minister held. The British Prime Minister, Herbert Henry Asquith, declared war on Germany after warning them to leave Belgium by the 3 rd August 1914. Kaiser Wilhelm II and Tsar Nicholas II both held the power to declare war on each other (and they did) as both were rulers in an absolute monarchy. It would be assumed that family relationships would help reduce tension between countries but unfortunately, this was not the case and all sides received huge amounts of casualties. 700,000 Brits were killed, 1.7 million Germans died, and 9.7 million Russian soldiers died with a further 10 million civilians perishing as a result of the war.

What Happened to the Monarchs After World War I?

The war led to the end of the short-lived monarchy that existed in Germany since the foundation of the nation in 1871. Wilhelm was ordered to abdicate before any armistice was signed and he did so on the 9 th November 1918 leading to the cease-fire being signed on the 11 th November 1918. The former Kaiser moved to the Netherlands and on the 28th November, he released his soldiers and officials from their oaths of loyalty to him with the Statement of Abdication: “I herewith renounce for all time claims to the throne of Prussia and to the German Imperial throne connected therewith. At the same time, I release all officials of the German Empire and of Prussia, as well as all officers, non-commissioned officers, and men of the navy and of the Prussian army, as well as the troops of the federated states of Germany, from the oath of fidelity which they tendered to me as their Emperor, King, and Commander-in-Chief. I expect of them that until the re-establishment of order in the German Empire they shall render assistance to those in actual power in Germany, in protecting the German people from the threatening dangers of anarchy, famine, and foreign rule. Proclaimed under our own hand and with the imperial seal attached.” This marked the end of the 47-year monarchy in Germany with some minor attempts to restore it in the following years, none were successful, and Wilhelm lived the rest of his days in various locations in the Netherlands. He died in Doorn on the 4 th June 1941 at the age of 82. In his memoirs, Wilhelm calls his third cousin Nicholas “weak and vacillating” and stated that he tried to mend the relationship between the two countries because of a promise he made to his grandfather on his deathbed. It does not appear that Wilhelm felt any guilt regarding the execution of the Tsar. He said, “The blood of the unhappy Tsar is not at my door not on my hands” to General Wallscourt Waters in 1935.

Tsar Nicholas II was forced to abdicate on the 15 th March 1917 and was promptly arrested after extreme unrest in the Russian Empire caused constant protests against the government and monarchy in power. A cease-fire was signed between Russia and the central powers on the 15th December 1917 and the Treaty of Brest-Litovsk was signed on the 3rd March 1918 formally removing Russia from the war. Nicholas and his family were transported to various locations throughout the Russian Empire before being placed in Ipatiev House on the 30th of April 1918. Nicholas, his entire family, and 4 servants were executed in this location by Bolshevik forces on the 17 th July 1918. Nicholas is believed to have said “You know not what you do” when told that he and his family would be executed. Nicholas was shot multiple times in the chest and was the first to die. The women in the family initially survived the first wave of bullets due to wearing a large number of diamonds that offered them protection they took the diamonds as they were under the impression that they were being relocated rather than executed. The news of the Tsar’s execution was announced 3 days later but the death of the rest of the family was not revealed until late August.

King George V of the United Kingdom was the monarch of the winning side and was also the only monarch of the three to remain in power following the end of the war. Nicholas and George V were fairly close and when George found out that Nicholas had been executed, he was devastated. In 1917, Great Britain had the opportunity to offer sanctuary to the Tsar and his family but when the offer was accepted, the government of the United Kingdom withdrew the offer out of fear that it could cause unrest in their country. It is believed that George had a strong say in this decision. Whilst in hindsight this seems to have been a very bad decision to make as it led to the death of the entire Romanov family, there was no indication that they were going to be murdered. George was extremely upset with what happened and despite making the decision, he blamed the politicians for what happened. Following the war, George and Wilhelm did not interact again marking the end of a friendly relationship that existed before the war between the three cousins. Wilhelm also believed that England was the land of Satan and held anti-England views for the remainder of his life.

The war that pitted 3 cousins against each other in turn ended the life of one (Nicholas) and the power of another (Wilhelm) with only one (George) still in the same position he was in prior to the war. It is unfortunate that this indirect family feud could have been prevented due to the family ties but were not utilized correctly. Had Queen Victoria still been alive, it may have been possible that the ‘Grandmother of Europe’ could have put a stop to the conflict that resulted in 37 million casualties.


German War Aims ↑

Real power may have passed to the generals at the outbreak of the war, but Wilhelm II remained convinced that the peace terms would be negotiated by himself and the other crowned heads of Europe as of old. His ambitions for what he called the “German God-given peace” that would follow victory were in line with the annexationist aims of the military and far exceeded the war aims listed in Bethmann Hollweg’s notorious memorandum of 9 September 1914. He proposed that deserving non-commissioned officers and men be rewarded with land grants in those parts of Belgium and France along the Channel coast that were to be annexed to Germany. Wilhelm designated the ports of Antwerp, Zeebrugge, Ostend, Dunkirk, Calais and Boulogne as “the objective of my Navy,” to serve as a base for the future invasion of England and the domination of the seas. In addition, as early as July 1914 he declared it to be his goal to found a Polish state at Russia’s expense that would be nominally independent but in reality aligned with Germany – he personally would hold the supreme command of the Polish military forces, and Poland’s foreign policy and economic affairs would be directed by Germany. In April 1917 he demanded the capture of Malta, the Azores, Madeira, and the Cape Verde Islands as naval bases for his fleet, the acquisition of the Belgian Congo, all of the French colonies, and the French ore field of Longwy-Briey together with the annexation of Poland, Lithuania, and Courland (southern Latvia) to the Reich. Furthermore, Ukraine, Livonia (northern Latvia), and Estonia were to become German satellite states. Reparations in terms of billions were to be demanded from Britain, the USA, France, and Italy. Such demands were not the Kaiser’s alone a few days later at a conference in Bad Kreuznach they were formally adopted as Germany’s war aims. All of these measures were part of a broader programme that would have reduced Britain to an insignificant island under constant threat from the German navy. [7]


1 - Wilhelm II and ‘his’ navy, 1888–1918

The uniform that the German Kaiser probably most loved was that of a British Admiral of the Fleet. Already as a child, when he had visited naval dockyards in Britain and Nelson's flagship Victory with his parents, he had been fascinated by the Royal Navy and both its great history and its achievements in making Britain the world's most powerful state and the supreme naval power in the nineteenth century. In order to emphasize his affection for the Royal Navy as well as the navy in general, one of his first acts after his appointment to the Royal Navy's highest rank was to have a picture painted showing him in this uniform and to present it to his grandmother, Queen Victoria. His pride and his vanity were so great that time and again he wore this uniform when he officially received the British ambassador to the court of Berlin. Pride and vanity were, however, only one aspect of Wilhelm's strange ‘love’ of the Royal Navy. More importantly, following his appointment, the German Kaiser now even felt entitled to interfere with British naval matters, and, as John Röhl has described in great detail in his biography of Wilhelm II, did in fact do so whenever possible, however trivial the matter was in the end.

Although German naval officers regarded this behaviour of their own ‘supreme warlord’ with deep contempt, generally speaking, the latter's passion for the navy, which he had obviously ‘inherited’ from his mother and which had steadily grown during his visits to England as a child, was indeed a blessing for the nation's ‘junior service’.


The Manipulation

Some Austro-Hungarian ministers and generals had convinced the 83-year-old Franz Joseph I of Austria. Some Austro-Hungarian ministers and generals manipulated him to sign a paper. It stated permission for declaration of war against Serbia unknowingly. The battle was declared between Serbia and Austria-Hungary. As a direct action, Russia began to prepare for a general mobilization to attack Austria. It was in defense of Serbia. Serbia had a treaty signed with Russia, which stated that Russia has to help in any action against Serbia.

On the night of 30 July, Wilhelm received a letter from the Russians. It clearly stated that Russia would not cancel its mobilization. Then, he wrote a commentary replying to it that contained various observations noted by him. Not only this, Wilhelm II declared that people who are weak and ruthless would start a terrifying war in the world. They would have never seen it before whose objective will be the destruction of Germany. He had never lost hope in any part of life.


Ver el vídeo: Kaiser Wilhelm II in color (Julio 2022).


Comentarios:

  1. Beniamino

    Es simplemente una frase incomparable;)

  2. Arfan

    Lo siento, la pregunta ha sido eliminada.

  3. Ngozi

    Bueno, no tienes que decir eso.

  4. Ahote

    No sé nada de eso

  5. Yaotl

    Y no digas))))))



Escribe un mensaje